English| Flemish

Salva Yasuní: Ayuda a Ecuador a preservar su selva TROPICAL Y A PROTEGER A SUS PUEBLOS INDÍGENAS.

El Parque Nacional Yasuní, situado en Ecuador, constituye un área prístina de la selva tropical de la Amazonia. Reserva de la Biosfera por la UNESCO, es un lugar de incomparable belleza y biodiversidad, con una gran importancia ecológica y cultural, así como el hogar de varios pueblos indígenas, algunos de los cuáles han elegido vivir aislados del resto del mundo.

Todo esto, así como las vidas de quienes viven allí, está siendo destruido con el propósito de extraer aproximadamente unos 500 millones de barriles de crudo. Esto no debe suceder. Por el bien de la gente que vive en Yasuní y del clima global, del que todos dependemos, el petróleo debe permanecer bajo tierra.

El presidente de Ecuador, Rafael Correa, ha hecho un llamamiento a la comunidad internacional para salvar el Yasuní. Esta propuesta, según la cual los países ricos pagarían a Ecuador 350 millones de dólares al año durante diez años por mantener el petróleo bajo tierra, no ha recibido el sufciente apoyo. Esto se debe tanto a la falta de claridad del Gobierno ecuatoriano como a la falta de compromisode los países ricos.

La propuesta es pionera en cuanto al hecho de que los países del norte reconozcan que tienen la obligación de ayudar a los países del sur a atenuar el cambio climático, sin embargo tiene aún que mejorarse para garantizar la protección de los derechos de los pueblos indígenas que viven en la selva, para no dejar al Yasuní vulnerable ante futuras explotaciones y no caer dentro del mercado de emisiones de carbonos, vendiendo el Yasuní al mejor postor.

Si se mejora esta propuesta, Yasuní podría convertirse en el nuevo precedente en cuanto a justicia climática, lo que sería un éxito de Ecuador y del mundo. Sería un modelo por el cual el mundo rico pudieran llevar a cabo sus obligaciones para ayudar a los empobrecidos a preservar sus tesoros culturales y medioambientales, en colaboración con las comunidades locales, así como hacer la transición hacia una economía de bajas emisiones de carbono.


Esto significa:

  1. Un compromiso incondicional e irreversible por parte del Gobierno ecuatoriano para preservar Yasuní y proteger los derechos humanos de sus habitantes.

  2. La concesión de un tiempo ilimitado para alcanzar acuerdos que establezcan las pautas para conseguirlo.

  3. Un proceso internacional encabezado por el Gobierno ecuatoriano, con total participación de la población local y los pueblos indígenas de la región, para crear una propuesta clara, coherente y absolutamente representativa que asegure un futuro próspero para el Yasuní. Este proceso debe buscar trabajar en colaboración con los Gobiernos, ONGs y movimientos ciudadanos que se han comprometido a apoyar el Yasuní.

  4. La seguridad de que cualquier apoyo financiero por parte de los Gobiernos llegará a través de un proceso abierto, democrático y responsable, y que no implicará actividades de comercio de emisiones de carbono, financiación del Banco Mundial o por esquemas de cancelación de deuda, las cuales han resultado ineficaces a la hora de reducir tanto las emisiones de CO2 como las violaciones de los derechos de las poblaciones locales alrededor del mundo.

  5. Garantías de que no se llevará a cabo cualquier otro proyecto que pueda representar un impacto negativo en la zona.

Las organizaciones que ya han firmado:

logos

Mi organización puede estar interesado en la firma hasta demasiado!

Nombre

Email

Tel

Nombre de la organización



   
   







   2008 © YASUNÍ Green Gold. All Rights Reserved.
Web Design by Unidad22